Dura derrota y escándalo: la policía brasileña arrojó gases en el vestuario de Boca y se armó

En la definición por penales y con un nuevo escándalo con el VAR, Boca quedó eliminado esta noche de la Copa Libertadores ante Atlético Mineiro por 3 a 1, luego de igualar sin goles en el tiempo reglamentario, por los octavos de final.

Después, ya en zona de vestuarios se desencadenaron serios enfrentamientos con la policía local lanzando gases lacrimógenos en ese lugar cerrado y la reacción de varios jugadores y algunos integrantes del Consejo de Fútbol de Boca como Raúl Cascini contra esos efectivos de seguridad.


Esta nota habla de: